Ley de desalojo notarial disparará compras de segunda vivienda y proyectos para alquiler

La Asociación de Empresas Inmobiliarias del Perú (ASEI) señala que la ley de desalojo de inquilinos morosos permitirá que por primera vez surjan proyectos inmobiliarios destinados exclusivamente al alquiler.

La ley que permitiría el desalojo de inquilinos morosos por vía notarial es lo que requiere el mercado para que se disparen, entre las familias, las compras de una segunda y/o tercera vivienda destinada al alquiler; y aparezcan, por primera vez en el país, proyectos inmobiliarios destinados exclusivamente a la renta, señaló el presidente de la Asociación de Empresas Inmobiliarias del Perú (ASEI), Rodolfo Bragagnini.

«Esta ley va a alentar que la gente compre viviendas para poder alquilarlas y que las empresas hagan proyectos especiales para la renta. Hasta el día de hoy en el Perú no hay un solo edificio construido por una empresa para destinarlo 100% a la renta. En cambio, en todos los países del mundo sí hay este tipo de proyectos, pero en el Perú la renta está totalmente disminuida».

Esta semana, las comisiones congresales de Justicia y Derechos humanos y de Vivienda y Construcción aprobaron el dictamen del Proyecto de Ley que regula el procedimiento de desalojo con intervención notarial. Mediante esta iniciativa, que todavía debe ser discutida en el Pleno del Congreso, se busca establecer un procedimiento para acelerar y simplificar la recuperación de un inmueble ocupado por inquilinos morosos.

Con esta ley, el propietario podrá ir a un notario y demostrar, mediante registros bancarios, que quien ocupa el inmueble ha incurrido en morosidad por al menos dos meses, lo que haría viable el desalojo.

Según sostuvo ayer el ministro de Vivienda, Carlos Bruce, de aprobarse esta ley, se podría desalojar a los inquilinos morosos en un plazo de 20 a 30 días . En la actualidad, los desalojos judiciales en el Perú duran en promedio cuatro años y tres meses, según datos del Doing Business incluidos en el Informe de Competitividad 2019.

En los últimos años, los engorrosos procesos judiciales que afrontan los arrendadores para desalojar a inquilinos morosos han desalentado el alquiler de inmuebles, que ha presentado una caída constante.

“La dificultad para desalojar a los inquilinos morosos es una de las principales razones por las que mucha gente no compra viviendas para alquilarlas. Con esta ley se empezará a asegurar cualquier inversión para una segunda vivienda”, sostuvo Bragagnini.

Menos de 1% de las compras de inmuebles corresponden a una segunda o tercera vivienda (que generalmente son destinadas al alquiler) por parte de las familias, indicó. Sin embargo, el titular de ASEI dijo confiar en que la aprobación de esta ley generará un efecto inmediato de incremento de estas adquisiciones, en tanto que el inicio de proyectos inmobiliarios exclusivamente destinados al alquiler podría darse en el plazo de un año desde la promulgación de la norma.

Fuente: Gestion

 

LLAMARCONTACTAR